New York – Chapter I: Times Square, Wall Street, Central Park, The Met & Rockefeller Center

Con una maleta perdida en la conexión Santiago – Ciudad de Panamá – Nueva York, llegamos a JFK, nuestra puerta de entrada a los Estados Unidos. Viendo el lado positivo, un bulto menos que acarrear por el metro newyorkino, en el cual nos aventuramos right away para llegar a nuestro hotel, en Brooklyn.

El Subway fue sin duda una gran primera muestra de la cultura y la multicultura de esta ciudad. No basta con que los avisos estén en inglés, también deben estar en español y en algún otro idioma asiático el cual no puedo diferenciar, representando por supuesto a los pasajeros, que podían ir leyendo diarios en coreano y chino.

Tras una ducha y otro paseo en metro, otros representantes de la ciudad y del país: Times Square y su consecuentemente iluminado Mc Donalds. En Chile no como aquí, menos tras el incidente del ratón, pero estoy segura que en EE.UU., el Big Mac es más rico (quizás el pasto más verde también).

Tras conocer Wall Street y no recibir fortuna monetaria alguna (probablemente de otras categorías sí) al tocarle los testículos al respectivo toro, pudimos ser público de un show físico-humorístico que hicieron unos tipos en las calles de la ciudad… en el resto de nuestro viaje aprendimos que muchos otros tipos hacen el mismo acto con los mismos chistes y las mismas peripecias, en otros lados de Nueva York y en otros lados del país.

Después, nuestro segundo clásico gastronómico estadounidense: hot dogs de un carrito de Central Park. Para sumar a la lista, las salchichas son mejores en USA.

Por el Upper East Side sólo sentí que de zapatillas y billetera corta, no podía ni ocurrírseme entrar a las tiendas donde ofrecen champaña a sus clientes, pero al menos ahí llegamos al Met, donde un espacio de cinco veces nuestro departamento estaba dedicado a Egipto, conteniendo un templo que era cinco veces mi pieza…

De vuelta al Manhattan’s Midtown y desde el piso 67 del Rockefeller Center, pudimos ver la noche newyorkina en todo su esplendor…

New York Night from the Rockefeller Center